lunes, 29 de junio de 2009

ADMINISTRACIÓN, GERENCIA O GESTIÓN


El campo del deporte, encuentra en el espectro propio de sus organizaciones, una discusión entorno a lo que significa administración, gerencia y gestión, toda vez, que al interior de ellas, se presentan con diferentes apreciaciones lo uno o lo otro. Así se habla del Administrador Deportivo, del Gerente Deportivo y aún más del Gestor Deportivo, sin que hasta el momento, se tengan evidencias reales de los alcances de su significado. Este breve artículo, más que intentar dar una precisión en torno a dichos términos, es un abrebocas a la discusión que desde lo que aquí se plantea, pueda suscitar en los lectores. Esperamos sus aportes y desde luego, que se abre la discusión.

Dicen muchos autores, que en términos generales los conceptos de administración, gerencia y gestión, se entienden como sinónimos a pesar de los grandes esfuerzos y discusiones por diferenciarlos. En algunos países la administración está más referida a lo público y la gerencia a lo privado. En los libros clásicos se toman como sinónimos administración y gerencia.

El diccionario de términos de la Real Academia Española de la Lengua, señala para el término de gestión dos posibilidades: 1. Acción y efecto de gestionar; 2. Acción y efecto de administrar; y para reafirmar lo planteado el diccionario de sinónimos y antónimos al referirse a la palabra gestión encuentra que sus sinónimos son: dirección, gobierno y administración[1]

En general, lo esencial de los conceptos administración, gestión y gerencia está en que los tres se refieren a un proceso de "planear, organizar, dirigir, evaluar y controlar" como lo planteara H. Fayol al principio del siglo o un autor clásico de la administración como Koontz[2], entre otros tantos autores.

A pesar de la esencia común a los tres conceptos, algunos estudiosos del tema le dan un alcance diferente a la administración, la gerencia y la gestión. A la gerencia, muchos expertos le están dando una connotación más externa, más innovadora y de mayor valor agregado en contraste con la administración que la consideran más interna, más de manejo de los existente o de lo funcional; en consecuencia la gerencia adquiere un especial énfasis al manejo estratégico de la organización y en la cual el gerente se encuentra con dos variables vitales para su incorporación en el manejo de la organización: política y tecnología; adicionalmente de acuerdo con dichos expertos requiere entre otros, de los siguientes instrumentos claves para su trabajo: visión sistémica de la organización, información, creatividad e innovación[3]. En tal condición, al gerente le corresponde una mirada al entorno de modo que la organización pueda generar desarrollo: tomar recursos y producir más recursos. Al administrador le corresponde más el mantenimiento y conservación, se le concibe desde el punto de vista funcional o vertical. En otras palabras, hoy se asocia más al administrador, con ocupaciones muy funcionales, tales y como administrar el almacén, el administrador del negocio, que a diferencia del gerente, no se ocupa propiamente de los fines estratégicos de la organización.

Por otro lado y desarrollando los conceptos que trae el RAE, se pueden plantear dos niveles de la gestión: El lineal o tradicional donde es sinónimo de administración: "Por gestión se entiende el conjunto de diligencias que se realizan para desarrollar un proceso o para lograr un producto determinado". Se asume como dirección y gobierno de las actividades para hacer que las cosas funcionen, con capacidad para generar procesos de transformación de la realidad.

Con una connotación más actualizada, la gestión es planteada como "una función institucional global e integradora de todas las fuerzas que conforman una organización[4]. En ese sentido la gestión hace énfasis en la dirección y en el ejercicio del liderazgo que prevalecen en las organizaciones, orientados a conseguir los resultados o metas esperadas dentro de requerimientos mínimos de calidad, eficiencia y efectividad organizacional. La gestión en su concepción moderna y en un sentido amplio, puede decirse que se entiende como la acción y efecto, de crear estrategias adaptativas que requiere el negocio para sobrevivir a corto plazo y de estrategias anticipativas para ser competitivos a mediano y largo plazo dentro del sistema organizativo. Claro. Ello naturalmente implica tener absoluta certeza de conocer en qué consiste el negocio, que dependiendo de su manifestación específica determinará las condiciones específicas sobre las cuales se entienda su campo ocupacional específico. De hecho, hoy se habla de la gestión de empresas mineras, gestión de la salud, gestión de empresas de economía solidaria y desde luego que también se habla de la gestión de organizaciones deportivas.

Coincidiendo con los conceptos de gerencia algunos autores se refieren a la gestión como[5]:
Creación y mantenimiento de un medio laboral donde los individuos, trabajando en grupos, puedan realizar misiones y objetivos específicos.
Conseguir que las cosas se hagan a través de las personas.
Coordinar y motivar a las personas de una organización para conseguir unos objetivos.

Por su lado y siguiendo la pista del glosario de términos arriba mencionado, se entiende la ADMINISTRACION como la disciplina cuyo objetivo es la coordinación eficaz y eficiente de los recursos de un grupo social para lograr sus objetivos con la máxima productividad y calidad, por lo cual, se identifica con las actividades de: planificación, organización, dirección y control. Es decir. Cuando se habla de la gestión se está hablando de un campo ocupacional propio de la administración y desde luego, como tal es justificable identificar un campo ocupacional específico como la Gestión Deportiva, dado que allí se contempla el de la Administración Deportiva.

En consecuencia con lo anterior, si bien es cierto, todas las acepciones aquí relacionadas se refieren en términos globales al campo de la administración, ellas van adquiriendo su propia dinámica y van ubicando en la jerarquía organizacional, a cada uno de ellos. Tampoco por ejemplo es común que se mencione o se diga, el gestor del Banco, pero sí se habla del Gerente del Banco. Bueno. Ahí queda abierta la discusión. Esperamos aportes a la profundización sobre el uso correcto de estos términos y el alcance de los mismos.
[1] http://www.wordreference.com/sinonimos.
[2] Koontz, Harold y Weihrich Heinz. Administración, una prospectiva global. Editorial McGraw-Hill, 11ª. Edición, México, 1998.
[3] Uribe, Augusto. Introducción a la gerencia. UPB, 1997.
[4] MORA, Julia. "Transformación y gestión curricular". En: Memorias Seminario Taller Evaluación y Gestión Curricular, Universidad de Antioquia, septiembre de 1999.
[5] ORTÚN, Vicente. Gestión pública: conceptos y métodos. Seminario del Departamento de Economía de la Universidad de Oviedo celebrado el 11 de mayo de 1995.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada